Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘cristianismo’

La estrella de Belén, que supuestamente guió a unos magos orientales hasta el lugar de nacimiento de Jesús, representa uno de los mitos navideños más emotivos e importantes de la religión cristiana y, dos mil años después de que se escribiera el relato original, sigue ocupando un lugar preponderante en toda decoración navideña que se precie.

Hoy, con herramientas que nos permiten conocer como era el cielo dos milenios atrás, con testimonios y observaciones de todo el mundo civilizado -a la sazón, desde china hasta hispania-, podemos abordar la pregunta de si existió un fenómeno astronómico que justificara uno de los grandes símbolos de la navidad.

(más…)

Anuncios

Read Full Post »

darwin_phototennisAlgunas teorías científicas calan hasta el público menos aficionado a la ciencia. Esto se debe a que tratan sobre aspectos que parecen afectarnos muy directamente como seres humanos. Indudablemente, se trata de una apreciación parcial: nos afecta de igual modo  -o incluso más- la existencia o inexistencia de las supercuerdas que la estructura del árbol evolutivo de los primates. Sin embargo, poca gente siente inquietud por las partículas elementales que forman los átomos de los que se compone su cuerpo, pero sienten un irrefrenable interés por saber si el Homo sapiens desciende de un ancestro común con los chimpancés.

En el caso del darwinismo (o por ser más correctos, de la teoría de la evolución mediante selección natural), este fenómeno se produjo desde el mismo día de la publicación de “El Origen de las Especies”. La simple idea de que el ser humano no fuera un ser único, distinguido y radicalemnte separado de las apestosas bestias, es algo que muchas mentes acomodadas en la autoproclamada superioridad de nuestra raza no eran, ni son, capaces de asimilar.

De igual forma, aunque situados en el equipo contrario, numerosos fanáticos antireligiosos ven en las tesis darwinistas un arma contra la espiritualidad que aborrecen. Para ellos, nada mejor que una supuesta demostración científica de que dios no existe, o al menos una explicación sobre el origen del ser humano que no requiera de ninguna deidad modelando barro primigenio.

También es común leer que el bueno de Sir Charles no sólo no olía a azufre, sino que fue un pertinaz creyente hasta el final de sus días, no abandonando nunca el cristianismo y acoplando sus teorías a la existencia indudable de los reinos celestiales. En un curioso punto intermedio, circula la leyenda de que si bien abandonó la fe a lo largo de sus investigaciones, se retractó en su lecho de muerte lamentando todo el mal que había infringido a la cristiandad y renegando de sus «creencias» evolucionistas.

Sin embargo, para decepción de unos y de otros, todos estos tópicos son radicalmente falsos. Darwin no tenía como objetivo derrocar a ningún dios, pero tampoco pretendió armonizar la evolución con la Biblia.  Darwin se limitó a emitir una teoría para explicar la biodiversidad, lo demás son solo frutos de la inmadurez e inseguridad de aquellos que a lo largo de la historia de la humanidad, han necesitado militar irracionalmente en cualquier tipo de creencias que aporten el sentido a su existencia, sentido que son incapaces de encontrar mediante la razón. El ateismo  o -como él prefería denominarlo- agnosticismo de Darwin fue algo méramente circunstancial y completamente irrelevante para la contribución que el naturalista inglés realizó al conocimiento biológico. Charles Darwin fue uno de tantos creyentes pasivos que acabó abrazando el agnosticismo sin ningún tipo de fanatismo o radicalidad.

(más…)

Read Full Post »

A pesar de que lo comentado en el artículo anterior basta para evidenciar algo, por otra parte obvio, como es la falta de cualquier criterio científico en las doctrinas creacionistas, puede resultar interesante analizar lo que algunos autores han definico como características comunes a todas las pseudociencias. Comprobaremos así si el creacionismo disfrazado de Diseño Inteligente es algo especial o merece compartir revistas con los perseguidores del Monstruo del Lago Ness.

(más…)

Read Full Post »

Pseudociencia (del griego “ψεῦδο“, falso y del latín “scientĭa“) es un término que literalmente significa “falsa ciencia” o “falso conocimiento”, y se refiere a conjuntos de supuestos conocimientos o creencias no científicas, pero que abogan por serlo.

Este prefijo de “falso” suele tener una connotación de engaño intencionado, que es cierta en muchos casos, al tratar de dotarse de la respetabilidad que poseen las disciplinas científicas.

Son muchos los ejemplos de pseudociencias a las que nos enfrentamos a diario: alquimia, astrología, comunismo científico, caracteriología, homeopatía, grafología, ufología, parapsicología, etc.

Ya hemos tratado en otros artículos muchas características de la metodología científica, como la necesidad de que sus hipótesis sean refutables, la repetibilidad de los experimentos o la capacidad de predicción. En este caso vamos a examinar cuáles son los aspectos que hacen que el «Diseño Inteligente» sea considerado una pseudociencia, por no cumplir con las caracterísitcas de una disciplina científica y, sin embargo, pretender dotarse de una pátina de seriedad mediante su fraudulenta adscripción a la misma. Debido a ello, el D.I. está mucho más cerca de la ufología o la astrología que de la biología.

(más…)

Read Full Post »

Tras discutir en varios blogs con creacionistas acerca de la supuesta involución de la especie humana, y después de sostener irracionalmente que la esperanza de vida es cada vez menor (véase El cumpleaños de Matusalén), suelen cerrarse en banda con un argumento recurrente que, a pesar de ser totalmente falso, repiten hasta la saciedad, por aquello de que insistiendo empecinadamente creen dotarse de razón: el ser humano está degenerando porque su ADN está en involución, hecho que se demuestra en que cada vez hay mayor incidencia de enfermedades genéticas.

Como suele ser habitual, el absurdo comienza con el propio término involución que, según la Real Academia de la Lengua, significa “Detención y retroceso de una evolución biológica, política, cultural, económica, etc.“. Hasta un colegial sabe que la evolución no recapitula, es decir, nunca vuelve hacia atrás. Podrá desviarse, podrá modificar lo modificado, podrá hacer desaparecer órganos que surgieron previamente, pero al igual que las aguas de un río no retornan hacia arriba por el mismo cauce, un organismo que sufre modificaciones a lo largo de su historia evolutiva no puede simplemente dar marcha atras y deshacer lo hecho. Por ello, la involución es un fenómeno inexistente en la naturaleza. Pero además ¿como puede un creacionista proponer un mecanismo involutivo?. No se puede afirmar que no existe evolución pero sí involución.

(más…)

Read Full Post »

Basándose en los relatos bíblicos del antiguo testamento sobre la longevidad de los patriarcas antediluvianos, las corrientes literalistas cristianas pretenden deducir que la vida de los seres humanos se está acortando progresivamente desde el diluvio universal. Es decir, que cada vez vivimos menos años.

Al pretender ofrecer esta idea como “científica”, incluso se aportan multitud de conjeturas para justificar la tesis. Así encontramos explicaciones tan absurdas como que la mayor humedad y la orografía más suave en los tiempos anteriores al supuesto diluvio universal serían causas que producirían una mayor longevidad, que una pretendida degeneración genética nos arrastra a morir cada vez más tempranamente o que una mayor concentración de CO2 en la atmósfera antediluviana habría sido beneficiosa para las artritis y, ya se sabe, sin artritis se viven más años.

No entraremos a discutir estas estrambóticas explicaciones pseudocientíficas, dado que el argumento no se sostiene ni siquiera en su propio enunciado. ¿Que pruebas existen sobre una disminución progresiva de la longevidad?. Todos los datos indican precisamente lo contrario.

(más…)

Read Full Post »